De Asociación la Providencia Azul

INSTITUTO NUESTRA SEÑORA

ACUERDOS ESCOLARES DE CONVIVENCIA

 

Este documento tiene como objetivo describir una nueva mirada sobre la convivencia entre todos los agentes que integran y participan de la vida diaria institucional.

Considerando un nuevo enfoque relacional y de acuerdo a las características del nivel, en particular y de nuestra Institución, en general, teniendo como premisa que todos somos iguales ante la ley y que todos tenemos participación democrática, logramos  elaborar  los Acuerdos Escolares de Convivencia.

Pensamos que la convivencia que atraviesa a toda la comunidad educativa, supone una construcción colectiva, un hacer y un pensar con el otro, favoreciendo los procesos de enseñanza y aprendizaje, comprometiéndonos  a través del diálogo y del reconocimiento del otro para la resolución de conflictos, sosteniendo la coherencia y convergencia entre lo que se enseña y lo que se vive.

Dichos Acuerdos están inspirados y sostenidos por los valores que destaca nuestro PEI, buscando siempre promover una cultura participativa en la escuela, habilitando la circulación de la palabra y estableciendo legalidades que regulen la convivencia.

Isabel Pino

Directora

Inés María Ríos

Representante  Legal

 

RESEÑA DEL TRABAJO INSTITUCIONAL

Después de la reunión de inspección con directivos del Nivel Inicial  realizada en el mes de Agosto de 2015,  se toma contacto con la resolución 558/15 y se comenta a los docentes la nueva modalidad de reglamentar las normas de convivencia en las instituciones escolares: los  Acuerdos Escolares de Convivencia.

Luego de la visita a nuestra institución y reunión con la supervisora en Octubre de 2015,  se realiza un borrador con los docentes, sobre las posibles formas de organizar los acuerdos, como una primera aproximación.

Al comenzar el año 2016 se organiza una reunión de personal con docentes de los Niveles Inicial y Primario, para trabajar  y socializar conceptos, sentires y realidades con respecto a la convivencia de los dos niveles, el trabajo realizado fue muy rico y hubo mucho diálogo/reflexión. Además se socializó el AEC de Nivel Medio cuyos valores son: RESPETO, RESPONSABILIDAD, CO-RESPONSABILIDAD SOCIAL, GENEROSIDAD, PARTICIPACIÓN, COMUNICACIÓN DIÁLOGO.

Posteriormente se organiza un segundo encuentro entre docentes de ambos niveles (Inicial y Primario) en el mes de Abril, logrando continuar con el primer encuentro, puntualizando los acuerdos explícitos e implícitos existentes en la institución.

Luego de dialogar entre Directivos de Niveles Inicial y Primario y Equipo de Orientación se define realizar el proceso de consulta y elaboración de los AEC, cada nivel por separado, por esta razón, se conforma una comisión redactora del AEC conformada por la Directora del Nivel Inicial, docentes de salas de cuatro y cinco años, profesores especiales, auxiliar docente y miembro de Equipo de Orientación.

En el mes de Mayo la Directora asiste a la reunión organizada por Supervisión, junto a otras instituciones de la zona 3 para capacitarlos y socializar lo ya trabajado. Luego se reúne la Comisión Redactora para acordar modalidad, forma de intervención y consulta a las familias y alumnos y la organización de futuras reuniones con el plantel de Nivel Inicial. Semanas antes de comenzar el receso escolar se entrega a las familias el instrumento de consulta (encuesta en la que se les solicita que jerarquicen los valores enunciados en el PEI y  además  mencionar una conducta transgresora de cada valor y las posibles acciones, soluciones o sanciones), en la recepción de las mismas, cada docente de sala se responsabiliza de tabularlas. En el mes de Agosto se reúne la Comisión Redactora para tabular resultados totales de las mismas. En cuanto al trabajo con los alumnos cada docente instrumentó una estrategia distinta teniendo en cuenta características particulares de los grupos de alumnos:

  • En Salas de cuatro años: expresión de emociones (que nos pone triste y qué contento), afiches con fotografías de conductas esperadas en la sala, entre otras.
  • En Salas de cinco años: cuaderno de tratos y compromisos, cuaderno viajero con acuerdos compartido con la familia, diálogo y reflexión sobre distintas situaciones con puesta en común en afiches, entre otras.

La comisión redactora acuerda una próxima reunión con todo el personal del Nivel Inicial para elaboración y aprendizaje de normas, conceptualización de sanciones y establecer estrategias de sostenimiento de los AEC, teniendo en cuenta lo que solicita la resolución 558/15 y tabulación de la consulta a familias y trabajo con alumnos de la institución. . En dicha reunión se trabaja dividiendo a los docentes en grupos, cada grupo reflexionó sobre un valor (Respeto, Responsabilidad, Honestidad, Solidaridad-Generosidad), posteriormente elaboran normas y sanciones, y se realiza una puesta en común la cual genera un espacio de reflexión y debate,  para luego acordar estrategias de sostenimiento de los AEC.

FUNDAMENTACIÓN

En nuestra escuela reconocemos como uno de los ejes centrales la educación de la humana condición de las personas en tanto promoción de la construcción de su identidad y autonomía, aspecto que heredamos de la historia de las instituciones azules y de la congregación.

Así aspiramos al desarrollo de todos los sujetos (alumnos, docentes, familias y demás miembros de la comunidad) desde su ser íntegro, lo que incluye la promoción de su dignidad, la garantía de la libertad y las relaciones con los otros en términos de hermanos. Todo esto se sintetiza en el promover la construcción de la identidad de cada uno de los sujetos, con sus singularidades y desde la diversidad como encuentro con la felicidad y la plenitud.

Aspiramos a construir, como parte de la identidad institucional, algunos principios como el compañerismo, la bondad, la solidaridad, la generosidad y la autonomía, por ejemplo, a partir de la implementación de una serie de proyectos que aportan a la formación de los sujetos como seres sociales íntegros desde la experiencia y en los que aprender a respetar y respetarse.

Asimismo, la responsabilidad, el pensamiento crítico y la constancia son otros principios que consideramos y esperamos que nos caractericen.

El aprender a vivir con los otros es un compromiso que nos interpela a re-pensar los vínculos interpersonales y la vida comunitaria, tanto hacia el interior de la Institución (en la que diversas voces manifiestan un sentido de pertenencia) como hacia afuera. Para aprender a vivir con todos nos proponemos comprometernos con la vida y cumplir cada uno de los roles que nos tocan con buena disposición y con vocación de servicio. Transcurrimos por esta Institución con libertad y respeto, con espacios de diálogo y la posibilidad de libre expresión. En tanto actores institucionales queremos ser promotores, motivadores, generadores del aprender a vivir con todos, en nuestros alumnos; pues allí vemos el eje de este compromiso.

Los desafíos que nos atraviesan en este punto son muchos. Nos proponemos, ante todo, el trabajo desde y por un modelo de sociedad incluyente, respetuosa, plural y justa. Esto se manifiesta en la intención de profundizar la educación en principios hondos: superar la solidaridad, para llegar a la generosidad sin esperar recompensa; superar la tolerancia, para llegar al respeto; saber que el otro y sus formas de pensamiento son valiosos siempre. Por sobre todo, el trabajo fundamental está en promover la conciencia colectiva de que es responsabilidad de todos los agentes la transformación profunda de la sociedad de la que somos parte.

En términos pedagógicos, nos proponemos la formación de actores transformadores de la realidad que les toca vivir. Resulta central, entonces, la profundización de los vínculos con el medio social; con el objetivo de generar concientización y participación democrática de los alumnos; en un contexto histórico, en el cual resulta necesaria la construcción de la memoria colectiva.

En líneas generales, nos desafiamos a la vivencia de la democracia y ciudadanía a través de prácticas concretas. Hacia el interior de la Institución, esto supone el deseo de avanzar hacia una convivencia que se base en normas claras, consensuadas y respetadas por todos. Queda implícita la búsqueda de una coherencia en la dinámica organizacional respecto de las pautas y normas existentes, asumiendo con responsabilidad y compromiso las tareas que a cada uno de nosotros competen. Así, en cuanto al funcionamiento de la Institución, nos queremos orientar hacia una dinámica general en la que predominen relaciones de horizontalidad, sin desconocer las necesarias jerarquías que promuevan el orden, la eficiencia y la eficacia requeridos para el adecuado funcionamiento.

Específicamente, nos desafiamos como forma de llegar a este objetivo, a mejorar la circulación de la información, la comunicación institucional y comunitaria; la convivencia de todos los protagonistas del proceso educativo en base a acuerdos colectivos asumidos responsablemente; el acompañamiento de los alumnos en su aprendizaje.

CUERPO NORMATIVO

Los Acuerdos Escolares de Convivencia (AEC), son el marco normativo que regula y promueve la convivencia entre los integrantes de la comunidad educativa. Estas normas se sustentan en valores, contribuyendo a la construcción colectiva de la convivencia. En ello se requiere la participación democrática de todos los actores involucrados: equipo directivo, equipo de orientación escolar, docentes, estudiantes, no docentes y padres.

Los AEC se enmarcan dentro de los principios de la Constitución Nacional y las leyes del Estado Nacional o Provincial pertenecientes a la educación. Como así también la plena vigencia de los Derechos Humanos, en el marco de una educación respetuosa de la diversidad.

Los valores que nos proponemos vivir en nuestro AEC

Respeto: Entendemos el respeto como aquel valor fundamental sobre el que debe girar la convivencia diaria y mediante el cual los miembros de una comunidad deben procurar el cuidado de sí mismos y de los demás, atendiendo a sus derechos y obligaciones, su condición personal y sus diferencias. Es también aceptar y comprender a los demás como son, en un mundo donde lo que nos iguala es que somos todos diferentes.

Deseamos poder respetarnos y respetar al otro  involucrando a las personas, los bienes, las opiniones, las creencias, las normas, el cuerpo, la integridad psico-física, la vida, los espacios, el clima de trabajo y los símbolos que nos identifican; evitando conductas tales como:

  • Las agresiones físicas y verbales de cualquier tipo o grado.
  • La discriminación a cualquier miembro de la comunidad educativa.
  • No respetar los turnos, acuerdos, momentos institucionales.
  • Intervenciones formales o informales de los distintos actores institucionales, ante conflictos individuales o grupales, que vulneren la identidad de los mismos.
  • Acciones que menosprecien a otras personas.
  • No compartir un bien material de uso común.
  • Generar discordia, conflictos mediante comentarios inadecuados que afecten a otros.

Responsabilidad: reconocemos la responsabilidad como un valor que atiende a la capacidad de reconocer el vínculo que existe entre nuestro hacer y las consecuencias que nuestros actos generan. Somos responsables cuando asumimos plenamente las consecuencias que derivan de un acto voluntario.

Deseamos ser responsables, evitando conductas,  tales como:

  • Rotura de bienes personales o en común.
  • El incumplimiento de los horarios establecidos y de la presentación personal teniendo en cuenta el compromiso y las obligaciones inherentes al rol de cada actor en la institución.

Honestidad: lo entendemos como aquel valor fundamental, siendo la base de las relaciones interpersonales, favoreciendo el clima de confianza dentro de la institución. Se encuentra relacionado con la sinceridad, la transparencia, la justicia y la verdad.

Deseamos poder ser honestos, evitando conductas tales como:

  • Apropiarse de lo ajeno.
  • Mentir, omitir o distorsionar información que pueda influir en el desarrollo del accionar del proceso educativo.
  • No asumir o aceptar errores.
  • Culpabilizar a otros.
  • La crítica destructiva.

Solidaridad: Encontramos este valor como fundamental en nuestra comunidad, ya que orienta a generar actos a favor del otro e inclina al hombre a sentirse unido a sus semejantes. La solidaridad es la ayuda mutua y voluntaria que debe existir entre las personas. Es ocuparse y comprometerse con el otro.

Por lo tanto, estimularemos las actitudes solidarias dentro de la comunidad escolar y en el contexto social. Como así también intervenciones socio-comunitarias en el marco de los diferentes espacios curriculares y la ayuda entre los diferentes miembros de la comunidad en el proceso de enseñanza y de aprendizaje.

 

ACCIONES ANTE EL INCUMPLIMIENTO DE LAS NORMAS

TIPOS DE TRANSGRESIONES

Las transgresiones a la norma pueden ser distinguidas en leves, moderadas, graves y muy graves.

Leves: consideramos que son aquellas que no interfieren de forma significativa con el normal desarrollo de la convivencia escolar cotidiana, pero que producen alguna alteración leve en torno a la finalidad educativa de nuestra institución.

Moderadas: aquellas actitudes y comportamientos que vulneran los valores tomados por estos AEC como pilares para la convivencia, como  las que atentan con la finalidad educativa  enunciada en nuestro PEI.

Graves: serán tomadas así aquellas actitudes y comportamientos que vulneran cualitativamente los valores tomados por estos AEC como pilares para la convivencia; tanto a nivel de relaciones personales como las que atentan con la finalidad educativa de nuestra institución.

Muy graves: serán consideradas de esta manera las actitudes y comportamientos que atentan directamente la convivencia escolar, la integridad física  o psíquica a los integrantes de la institución o la finalidad educativa de nuestra institución.

 

LAS SANCIONES

La presencia de una sanción instaura al menos dos aspectos importantes para la formación de la conciencia ética y democrática. En primer lugar, la sanción logra un cierto equilibrio, una cierta reciprocidad, entre el colectivo que se regula por una norma y los miembros que la transgreden. Si no hubiera sanción se diluye lo colectivo y se acentúa el individualismo, porque el encuadre normativo se debilita.

En segundo lugar, la sanción favorece un aprendizaje cognitivo, que consiste en poder establecer una relación acción-consecuencia que permita el desarrollo de la capacidad anticipatoria de la mente: mis decisiones producen consecuencias. Es importante tener en cuenta el valor educativo  y formativo de la sanción, buscando siempre la resolución de conflictos orientada a  acciones reparadoras.

Criterios para su aplicación

Contextualizar la sanción en relación a la situación personal, edad de los participantes, rol que cumple en la institución, reincidencia en la transgresión y espacio en el que se dio la situación, estableciendo la gradualidad, garantizando la proporcionalidad: en relación a la transgresión cometida (leves, moderadas, graves o muy graves), fundamentándola con argumentos lógicos y no arbitrarios. Garantizando así la neutralidad en la intervención, es decir siendo justo y equitativo.

Se acompañará este proceso de toma de conciencia ante el incumplimiento de la norma: promoviendo instancias de diálogo, análisis y reflexión sobre lo sucedido con todos los implicados, favoreciendo el reconocimiento del error, como proceso de aprendizaje en relación a la internalización de las normas de convivencia escolar, propiciando la reparación del daño (moral, físico o material), a fin de internalizar la responsabilidad del mismo. Elaborando acta de compromiso con los acuerdos.

Solicitar la intervención de los especialistas (equipo técnico propio de la institución y de otros ámbitos) para atender y asesorar en las situaciones que así lo requieran, como así también si no se llega a un acuerdo a un mediador.

ACCIONES ESPECÍFICAS

  • Acciones de Advertencia: Es el llamado de atención que se realiza a través del diálogo y reflexión para que el que transgrede tome conciencia de la importancia de respetar los acuerdos ya establecidos en común. De acuerdo a su relevancia se notificará a los padres y/ o tutores para que tomen conocimiento sobre las transgresiones que han afectado la convivencia institucional.
  • Acciones Reparatorias:si se ha cometido un daño se propone una reparación. El daño puede ser moral o material y la reparación también lo será. Es clara la ventaja educativa que tiene el enfoque reparatorio porque permite tener una mayor conciencia del daño que puede producir una transgresión a la norma. Arreglar lo que se ha roto, reponer lo que se ha perdido o sustraído, pedir disculpas, favorece la percepción de los acontecimientos desde la perspectiva de los otros.
  • Acciones se contrato de cambio:persigue el cambio de conducta y adopta la modalidad de un contrato en un tiempo determinado (actas acuerdos).

PROCESO DE APLICACIÓN Y ESTRATEGIAS DE SOSTENIMIENTO DE LOS AEC

Los AEC se revisaran cada tres años con la participación de toda la comunidad educativa, teniendo en cuenta la evaluación que realizan periódicamente de los mismos, el cuerpo directivo y docente.

El proceso de construcción de los AEC y el trabajo realizado será compartido y socializado en diferentes instancias:

  • Talleres docentes.
  • Reuniones de padres generales y entrevistas individuales.
  • Rondas de diálogos garantizando el derecho de ser escuchado.
  • Socialización en primera circular del ciclo lectivo los AEC aprobados por resolución ministerial.
  • Publicar los AEC en la página web de la institución.

Para colaborar en la apropiación por parte de toda la comunidad educativa de estos acuerdos implementaremos las siguientes estrategias de sostenimiento:

  • Talleres de padres y docentes
  • Registros del proceso de desarrollo de los alumnos en cuadernos de seguimiento de docentes y directivos.
  • Rondas de diálogos con los alumnos, a modo de Consejo de clase, para reflexionar con los alumnos ante situaciones/conductas no esperadas.
  • Creación de organismo, equipos o comisiones encargadas de dicho sostenimiento en forma sistemática y sostenida en el tiempo.
Calendario de Informaciones
Mayo 2018
L M X J V S D
« Abr    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031